Las Clínicas
Distrito Federal
Colonia del Valle

>> Ver Mapa

Estado de México
Metepec
Barrio San Mateo

>> Ver Mapa

Estado de México
Toluca
Col. Colonia Centro

>> Ver Mapa

Jalisco - Guadalajara
Pablo Casals 615
Prados Providencia

>> Ver Mapa

Nuevo León -
Monterrey
2 de Abril 1901

>> Ver Mapa






Se aceptan pagos con tarjeta de crédito* BBVA Bancomer, Visa y Mastercard

* Aplican restricciones



Qué es la Cirugía de Implantes Dentales
Clínica IDEA, México – Especialistas en implantes dentales y cirugía bucal

La cirugía de implantes dentales en México es un proceso quirúrgico donde el paciente es sometido a un tratamiento ambulatorio, rápido y sin trauma; esto le permite obtener una dentadura completa, sana y una sonrisa blanca y sin complejos ¡para siempre!

La cirugía necesaria para colocar los implantes dentales se realiza en la mandíbula o maxilar donde se han perdido o arruinado piezas naturales y, de este modo, los implantes colocados quirúrgicamente reemplazan a aquellos que faltan. Hoy en día, tanto en México como en el resto del mundo, la cirugía maxilofacial de práctica más común son los implantes dentales; se realizan diariamente una cantidad de tratamientos que supera ampliamente a los realizados por las demás especializaciones de la odontología.

Se trata de lograr con una pequeña cirugía en las cavidades donde había dientes, mediante la implantación de una prótesis de titanio en el hueso maxilar, que dichos implantes dentales cumplan con la función de imitar a las raíces de los dientes que van a reemplazar.

Implantes dentales

Los implantes dentales están hechos de titanio de alta pureza y están tratados en su superficie con ácido, lo que crea una superficie porosa en el metal, para acelerar en tiempo, la oseointegración.

En este punto vamos a aclarar que es la oseointegración: es el proceso por el cual el hueso cincundante al implante de titanio se adhiere al mismo, con la fuerza equivalente a la ejercida sobre una raíz de un diente natural.

En la cirugía que se lleva a cabo para colocar un implante dental, se utilizan implantes esterilizados por rayos gamma, además, las condiciones del quirófano donde se realiza la cirugía, respeta las normas de higiene, esterilidad y desinfección de las más estrictas prácticas de medicina quirúrgica.

Los implantes dentales con los que se realiza la cirugía bucal y reparadora de dientes, poseen la forma y el tamaño de una raíz dentaria, siendo los más comunes los de forma de tornillo cilíndrico o cónico. Son fabricados en gran cantidad de tamaños para cubrir las distintas posibilidades ante diferentes ubicaciones en la dentadura a rehabilitar con implantes.

Después de concluída la cirugía, y una vez que el implante se encuentra oseointegrado – o en ocasiones en el mismo momento de la cirugía inicial (carga inmediata); a los implantes de titanio que se colocaron dentro de la encía, se le agrega exteriormente la prótesis, que servirá para terminar el proceso de sostener la corona de porcelana o acrílico que en definitiva se va a ver como el diente definitivo que está a la vista, recuperando así una boca sana tanto estética como funcionalmente.

Éxito de la cirugía para colocar implantes dentales

La cirugía de implantación, suele ser exitosa en la mayoría de las personas. Gracias a que los implantes dentales son de titanio, en el proceso posterior a la cirugía bucal en sí misma, el cuerpo reconoce la prótesis colocada de este metal, creando una unión similar a la que se da entre hueso y raíz dentaria, convirtiéndose ese implante de titanio en un diente nuevo, pero con el mismo soporte de un diente natural.

En las últimas décadas, las cirugías para recuperar los dientes han sido cada vez más exitosas gracias al perfeccionamiento en la fabricación de los implantes de titanio y el avance de la medicina odontológica.

Se ha mejorado tanto en lo que es la fabricación del implante de titanio para hacerlo cada vez -más anatómico-, dándole nuevas formas que ayudan a su función posterior según sea de mordida o masticación;

-cubrir distintas posibilidades: según sea la ubicación de los molares o de las necesidades de sujeción al hueso, o a su altura;

- acelerar el tiempo de oseointegración: el titanio por si mismo ( sin que tenga formas especiales o tratamiento alguno ) es un material que el hueso reconoce y lo sujeta tal como si fuera parte del mismo.

Se llegó a esta conclusión, luego de las guerras mundiales, en que los soldados que habían recibido balas de titanio y las tenían alojadas en sus huesos, las habían incorporado con un nivel de fijación similar a la unión de huesos, cuando se produce una fractura.

Pero si a ese pedazo de titanio se le da una forma adecuada (lo más parecido posible a la raíz dentaria que vamos a reemplazar), una rosca que facilite el ingreso en el hueso, sin provocar recalentamiento óseo y se lo trata ( con ácidos, arenados, pulidos, etc) de manera de lograr una superficie porosa que acelere el tiempo de fijación, podemos reducir los tiempos de espera para poder darle funcionalidad a la nueva prótesis y así gozar de sus beneficios. De este modo se puede lograr la menor cantidad de rechazos, mejorando la esterilización, facilitando su colocación con la incorporación de herramientas adecuadas, etc.

En cuanto al avance de las técnicas de colocación de implantes dentales, se ha logrado la reducción de los tiempos de cirugía en forma sorprendente gracias a la utilización de herramientas especiales provistas por cada fabricante de implantes.

Cirugías muy eficientes e indoloras en cuanto al menor sufrimiento posible del paciente mientras está en el quirófano, y después en su proceso de recuperación. Podemos decir que hoy es menos traumático y doloroso poner un implante que curar una carie.

El titanio que se utiliza en las prótesis o implantes dentales, es un metal que es aceptado en un 100% por el cuerpo humano. Es por esto que, el 98% de los pacientes que se someten a las cirugías de implantes dentales logran una exitosa restauración de sus dientes o muelas perdidas.

Para qué sirve la cirugía de implantes dentales
Clínica IDEA, México – Especialistas en implantes dentales y cirugía bucal


Los implantes dentales son la mejor opción para reemplazar los dientes o muelas ausentes. El implante dental mediante una cirugía de implantación, reemplaza a las piezas dentales faltantes desde su raíz, permitiéndole a la dentadura, cumplir con todas las funciones de incisión o mordida y de masticación normales para una persona sana bucalmente.

Además, la cirugía de implantes, sirve a nivel estético al cubrir un espacio interdental vacío y permitir al paciente mostrar una boca sana y completa. De este modo, ¡usted podrá sonreír sin complejos!

La cirugía de implantes dentales es benéfica también funcionalmente porque permite que el hueso de la mandíbula o del maxilar no se reabsorba por falta de uso (de sostener la raíz reemplazada por el implante dental). De este modo, se resuelve el problema estético de las encías porque el implante dental las conserva en un tamaño parejo. El rostro del paciente, se mantendrá sin depresiones o arrugas alrededor de una dentadura que se mantiene completa gracias a la cirugía de implantación.

 

Tipos de implantes dentales usados en cirugía dental reparadora
Clínica IDEA, México – Especialistas en implantes dentales y cirugía bucal


• Cirugía para Implantes Dentales Convencionales (una o dos fases quirúrgicas). Cuando se trata de reponer piezas dentarias faltantes, sea una o varias.

• Cirugía para Implantes Dentales para ortodoncia (colocación provisoria hasta terminar el tratamiento). Cuando se trata de corregir defectos en los dientes existentes para hacer posible la colocación exitosa de implantes convencionales.

Los implantes de ortodoncia o mini implantes son utilizados para acelerar los tiempos de corrección de los tratamientos convencionales.

Mediante estos microimplantes y la correcta utilización de ligas o tensores, podemos lograr la corrección ortodóntica en tiempos sorprendentes, y así llevar a procesos más cortos de recuperación definitiva.

 

Beneficios y utilidad de someterse a una cirugía de Implantes Dentales
Clínica IDEA, México – Especialistas en implantes dentales y cirugía bucal


La cirugía de implantes dentales es el procedimiento más redituable en cuanto a los beneficios obtenidos por el paciente respecto de cualquier otro método de reposición de piezas dentarias. Una vez que los implantes dentales están firmemente soldados al hueso, estos implantes son muy parecidos a los dientes naturales. Y este parecido no es sólo estético sino que cumplen las mismas funciones que los dientes reales puesto que dan el soporte necesario para retener las prótesis y morder o masticar naturalmente.

Con una buena cirugía de colocación de implantes de dientes, el paciente obtendrá una boca completa y sana, evitando lastimar a los dientes vecinos, tal como ocurre con los puentes o sistema de clips de metal. Los implantes dentales son la mejor opción para sustituir a sus dientes perdidos o arruinados y recuperarlos definitivamente.


Con una simple cirugía, para implantar raíces de dientes, usted podrá comer, sonreír, masticar y hablar sin ningún problema. Los implantes dentales se asemejan tanto a los dientes que nadie notará que usted ha necesitado de una cirugía para mostrar su boca sana. Y usted mismo no tendrá que estar todo el tiempo pensando en ellos, pues una vez que se realiza la cirugía, y su rehabilitación ¡el problema ya está resuelto definitivamente!

Causas típicas para pérdida de dientes
Clínica IDEA, México – Especialistas en implantes dentales y cirugía bucal


• Mal tratamiento de caries, que suelen afectar los molares;
• Accidentes que pueden afectar dientes y molares;
• Enfermedades periodontales: cuando se pierden dientes por enfermedades de las encías;
• Malos hábitos de limpieza;
• Osteoporosis; la pérdida de calcio en los huesos y que tiene como consecuencia la caída de dientes;
• Tratamientos de ortodoncia mal realizados;
• Mala alimentación desde la infancia;
• Quistes dentarios;
• Enfermedades virósicas;
• Puentes que deterioran las raíces que sostienen las prótesis.

Hay muchas más causas de pérdida de dientes. Por suerte, siempre existe la posibilidad de realizar una cirugía de reposición de dientes para solucionar este problema. Los implantes dentales pueden ser usados para reemplazar a una sola pieza dentaria, a varias o a toda la dentadura completa del paciente.

Una buena cirugía de dientes o implantes dentales nos ayuda a tener una vida más sana y una mejor calidad de vida. Gracias a una sencilla cirugía de reposición de dientes, usted podrá tener una buena alimentación, una linda sonrisa y más seguridad personal.

Mantenimiento y cuidado de los implantes dentales
Clínica IDEA, México – Especialistas en implantes dentales y cirugía bucal


El mantenimiento y el cuidado de los implantes dentales obtenidos a través de un proceso de cirugía odontológica, de reposición de dientes es el mismo que necesitan los dientes naturales. Para mantener los implantes en buen estado, el paciente deberá realizar su higiene oral diaria.

Los implantes dentales no sufren de caries pero, si el paciente no realiza su limpieza, podrían quedar restos de comida entre las prótesis. De este modo, el implante dental podría enfermar.



Porcentaje de rechazo a la cirugía de implantes dentales
Clínica IDEA, México – Especialistas en implantes dentales y cirugía bucal


El rechazo de los pacientes sometidos a la cirugía para implantar nuevas raíces de dientes es mínimo. El diseño de los implantes dentales es cada vez más avanzado y su calidad ha mejorado mucho. Cuando las técnicas quirúrgicas son las adecuadas y la limpieza es buena, no debería haber razón para el rechazo de un implante dental.

Aquellos pacientes que han sufrido un fracaso en la colocación de implantes dentales, no deben abandonar ésta posibilidad. La consulta con un cirujano dental o implantólogo de su confianza, le brindará las respuestas necesarias para saber porqué fracasó y seguramente le dará las indicaciones correctas para volver a hacer un nuevo tratamiento de colocación de implantes exitoso. Porque se tenga una historia de fracaso en este tema, no significa que en el futuro se vuelva a fracasar. Todo lo contrario, una experiencia anterior hace que se ande sobre un camino más seguro. Son demasiados los beneficios de los implantes dentales como para renunciar a ellos por haber tenido un rechazo.

Hay muchas causas que pueden llevar a un rechazo a la cirugía de implantes dentales:

1.-Por razones propias de salud del paciente:

- Cuando es un paciente con baja calcificación u osteoporosis.
- Pacientes diabeticos
- Quienes sufren de bruxismo o repiqueteo de los dientes. Etc.

2.- Por algunos hábitos propios del paciente:

- Pacientes fumadores

Los pacientes fumadores podrían sufrir un rechazo al cuerpo que se ha colocado en la cirugía de implantación debido a los efectos de la nicotina. Esta sustancia es un fuerte vasoconstrictor que limita el abastecimiento de sangre necesaria para la integración del implante dental al hueso.

Por esta razón, el médico le recomienda a sus pacientes fumadores que no fumen después de la cirugía del implante dental hasta tanto la herida esté cicatrizada. El dentista deberá confirmarle al paciente que el implante dental ya está integrado al hueso, antes de que el paciente pueda volver a fumar. Y esto puede llevar unas semanas.

Estos son casos propensos, no significa que por regla general a los fumadores les va a fracasar el implante dental, muchos fumadores se han colocado implantes sin tener ningún problema y logrando un resultado exitoso.

Pero si, no habiendo otras causales posibles de rechazo, éste se da y el paciente es un fumador, puede ser ésta la causa. Entonces es totalmente loable y posible obtener un resultado exitoso, e intentar de nuevo con la colocación de otro implante, pero con la precaución de evitar fumar hasta confirmar la oseointegración.

- pacientes que no respetaron las indicaciones post cirugía, como comer sobre la herida antes que cicatrice.

3.- Por fallas en la colocación del implante dental:

- técnicas quirúrgicas pobres

Otra razón que puede llevar al fracaso de una cirugía de implantación de dientes es la de someterse a una técnica quirúrgica pobre que genere un sobrecalentamiento del hueso donde se coloca el implante dental. Y esto podría terminar en una congestión sanguínea o hematoma en el lugar de la cirugía. El organismo no reconocería el implante dental como tal y lo rechazaría como a cualquier otro cuerpo extraño.

- no haber respetado las normas de higiene y esterilidad

Tanto el quirófano como el instrumental a utilizar en la colocación de implantes dentales deben estar perfectamente higienizados y esterilizados, si esto no se cumpliera por alguna razón, puede que se llegue a un rechazo del implante.

Son pocas las causas y situaciones en las que la cirugía de dientes o implantes dentales no funciona. Por lo general, con un buen diagnóstico previo y un adecuado proceso quirúrgico, una vez integrado el implante dental, es muy extraño que se produzca un rechazo.

Y producido un rechazo, no significa que ya debemos descartar el procedimiento, todo lo contrario, si tenemos la precaución de evitar la causal anterior de fracaso, nos veremos beneficiados con el éxito de un implante perfectamente colocado.

Terminado todo el proceso de colocación de implantes dentales hasta su fase final, también se pueden dar rechazos posteriores. Para evitarlos lomás aconsejable es mantener una higiene bucal correcta todos los días, tanto de los dientes naturales, como de los implantes.

 

Fases de la rehabilitación después de la cirugía de colocación de implantes dentales
Clínica IDEA, México – Especialistas en implantes dentales y cirugía bucal



La rehabilitación de piezas dentarias perdidas con implantes dentales posee dos fases principales: la Fase Quirúrgica y la Fase Protésica.

La Fase Quirúrgica de los Implantes Dentales

Esta fase incluye todo lo que tiene que ver con la colocación del implante dental (pieza de titanio con forma de raíz dentaria) dentro del hueso, o sea la cirugía en sí misma.

El paciente es anestesiado localmente y según la técnica a aplicar por el dentista para el implante dental, se hace un corte en la encía o no, y con el instrumental adecuado se coloca directamente el implante dental en el hueso que lo alojará definitivamente. A veces es necesario un punto de cirugía en la incisión donde va el implante dental, otras esta cicatriza directamente.

Existen casos, en que a criterio del profesional actuante, lo más conveniente es colocar el implante dental en la misma cirugía de extracción de algunos dientes. Cuando es posible esta técnica de implantación, es menos traumática para el paciente y se acortan los plazos de recuperación y rehabilitación final.El hueso que rodea al implante dental lo abraza sin darse cuenta que es un cuerpo extraño y la fijación suele ser más rápida y potente.

Una vez que se ha colocado el implante dental dentro del hueso, se requiere de unos 3 o 4 días de cuidado evitando masticar sobre el lugar de la cirugía del implante dental y no ingerir alimentos calientes como únicos cuidados, al igual que cuando se realiza cualquier otra cirugía bucal o extracción dental.

Esto favorece desde un comienzo el proceso de oseointegración del implante dental, que consiste en esperar unas semanas para que el hueso que se encuentra alrededor del implante dental se adhiera al mismo con la fuerza con que lo hace en una raíz dentaria y así el implante dental se encuentre perfectamente firme en la boca.

Una vez que el implante dental se ha integrado exitosamente, se puede proceder a iniciar la próxima fase de rehabilitación protésica.

La Fase Protésica de los implantes dentales

Esta fase incluye todo lo necesario para terminar el proceso de recuperar el diente reemplazado por el implante dental, pues hasta aquí solo tenemos la raíz dentaria (implante dental integrado) y seguimos con el hueco en la boca. Para llevar a cabo este segundo proceso no se requiere de cirugía alguna.

En la fase protésica, la corona queda unida al implante dental a través de la prótesis.

En esta fase, sobre el implante dental ya oseointegrado, se coloca un dispositivo también de titanio, el que nos servirá de pilar para que el profesional pueda probar la pieza de acrílico o cerámica con la forma del diente o muela definitivos que se sujeta al implante dental.


Desventajas de las dentaduras y prótesis removibles
Clínica IDEA, México – Especialistas en implantes dentales y cirugía bucal


• Determinados alimentos no se pueden masticar con este tipo de dentaduras;
• No se puede hablar muy alto ni muy rápido porque a veces las dentaduras se desplazan o, incluso, se salen o el paciente escupe saliva al hablar;
• No se puede silbar;
• Los retenes que sostienen al diente faltante, suelen lastimar y cariar los dientes anexos provocando la pérdida de más dientes.

Con los implantes dentales, los pacientes recuperan la confianza en situaciones comunes como hablar, masticar, sonreír o silbar, con solo someterse a una cirugía en general de no más de 10 minutos.

Desventajas de los puentes protésicos comparados con los implantes dentales
Clínica IDEA, México – Especialistas en implantes dentales y cirugía bucal


• Se tallan dos dientes para servir de soporte al puente que sostendrá la pieza perdida;
• Se reabsorbe el hueso óseo donde se perdió la pieza, por falta de raíz dentaria;
• Se modifica el aspecto exterior de la mejilla por falta de hueso en la mandíbula o el maxilar;
• Con el tiempo suelen enfermarse los pilares que sirvieron de apoyo al puente y es necesario reemplazarlos lo que implica puentes cada vez más grandes.

Con los implantes dentales no se dañan los dientes anexos y se recupera la pieza faltante desde la raíz, evitando así la reabsorción ósea y las consiguientes arrugas en la cara.

Copyright 2007 ©
http://www.cirugiaimplantesdentales.com.mx